Habilitan a municipios a controlar precios en comercios e imponer multas

El Gobierno bonaerense creó un sistema de monitoreo que les da “poder de policía” a las comunas

El gobierno bonaerense sumó a los municipios a los controles de precios para evitar que se incumpla con el programa de “precios máximos” anunciados por la Nación la semana pasada, en el marco de la emergencia provocada por el avance del coronavirus en el país.

A través de un decreto, la administración de Axel Kicillof creó el Sistema de Monitoreo de Abastecimiento y Precios de Productos Esenciales (Simap), que deberá controlar el cumplimiento de los acuerdos establecidos por el Gobierno nacional, que fijó los precios máximos de unos 2.100 productos de primera necesidad.

El programa estará a cargo del Ministerio de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica bonaerense, que coordinará acciones con el Gobierno nacional y los municipios, que a partir de ahora estarán habilitados para sumarse a los controles en los comercios de sus localidades.

Según se indicó, el sistema establece un listado de productos esenciales (alrededor de 2.100 productos tomados de la resolución del Gobierno Nacional), cuyos precios deben retrotraerse al valor vigente al 6 de marzo de 2020 y no podrán aumentarse por 90 días.

Aquellos comercios en los que los inspectores encuentren incumplimientos serán pasibles de las sanciones establecidas en la Ley de Abastecimiento, que van desde multas, clausuras, inhabilitaciones, comiso de mercaderías y productos o suspensión de registros.

Los controles están dirigidos a comercios mayoristas y minoristas, almacenes, mercados, autoservicios, supermercados e hipermercados, entre otros. Además, establece que los integrantes de la cadena de producción, distribución y comercialización de los bienes declarados esenciales deberán mantener los niveles de producción y abastecimiento e informar semanalmente los precios de venta de sus productos. (DIB)

A %d blogueros les gusta esto: